LOADING

Type to search

El de la foto viral en marcha de #NiUnaMenos en Chile estaba denunciado por su novia

Redacción
La Conversación EC
viernes, octubre 21, 2016
Entre las pancartas y consignas contra los femicidios y la violencia machista que se vieron frente al Palacio de La Moneda de Santiago, un cartel se robó todas las miradas. Y lo llevaba un hombre: “Estoy semidesnudo, rodeado por el sexo opuesto…Y me siento protegido, no intimidado. Quiero lo mismo para ellas“. La imagen rápidamente dio […]

Entre las pancartas y consignas contra los femicidios y la violencia machista que se vieron frente al Palacio de La Moneda de Santiago, un cartel se robó todas las miradas. Y lo llevaba un hombre: “Estoy semidesnudo, rodeado por el sexo opuesto…Y me siento protegido, no intimidado. Quiero lo mismo para ellas“.

La imagen rápidamente dio la vuelta al continente con aplausos para el hombre que cargaba el cartel, hasta que el medio digital chileno eldesconcierto.cl entrevistó a Francesca Palma, su expareja que lo había denunciado por violencia física y maltrato psicológico hacia ella y la hija de ambos.

Si no me hubiese ido de la casa, capaz sería yo una menos”, dijo Francesca. Y su descargo en Facebook también se viralizó. Palma y Felipe Garrido comenzaron a salir a los 15 años y a los 19 tuvieron a su única hija.

Siempre nos cortaban la luz. La persona que nos ayudaba a cuidar a la niña atestigua todo esto. Ahí empezaron las peleas, porque yo ya estaba aburrida de mantenerlo, que no trabajara. Una vez me tiró un plato y me rompió el tendón, tengo una cicatriz en el pie. Llegamos a la clínica y él me pidió que no le contara al doctor que me atendió para que no se fuera detenido. Me arrepiento mucho de haberle hecho caso”, sigue Francesca.

Las denuncias por maltratos son reales. Están registradas en el Cuarto Juzgado de Familia de Santiago. La niña habría manifestado tanto a su madre como a profesionales que su padre “no cumpliría con horarios de alimentación o cuidados mínimos, llegando a la casa a las 16:00 de un domingo luego del régimen de visitas sin haber comido, o insolada tras haber permanecido horas al sol sin protección”.

El hombre del cartel no ha pasado la cuota de alimentos de su hija desde enero.“Tampoco se ha hecho presente en las terapias de familia ordenadas por el juzgado como forma de mediación por las visitas y pensión -explica Francesca-. Te imaginas cómo me sentí cuando lo vi en todos lados, a la gente dándole pantalla a este tipo“.

Tags:

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *