El gobierno ecuatoriano invierte de $372.894  en la mejora de cinco rutas turísticas.