¿Por qué no se puede auditar la deuda?