La mesa servida, ¿para quién? } else {