LOADING

Type to search

¿Están las estrellas musicales destinadas a morir jóvenes?


Greg Hall
Case Western Reserve University
viernes, julio 22, 2016
La autopsia de Prince ha determinado que el artista murió de una sobredosis accidental del fentanilo opiáceo sintético. La noticia llega justo después de la muerte del ex baterista de Megadeth Nick Menza, que sufrió un colapso en el escenario y murió a finales de mayo. De hecho, parece como si antes de que podamos […]

logoconv

La autopsia de Prince ha determinado que el artista murió de una sobredosis accidental del fentanilo opiáceo sintético. La noticia llega justo después de la muerte del ex baterista de Megadeth Nick Menza, que sufrió un colapso en el escenario y murió a finales de mayo.

De hecho, parece como si antes de que podamos terminar el duelo por la pérdida de una estrella del pop, otro cae. No hay escasez de artistas revolucionarios que mueren antes de tiempo, se tiene como ejemplo a Michael Jackson, Elvis Presley o Hank Williams.

Como médico, he empezado a preguntarme: ¿una super estrella es incompatible con una vida larga y saludable?, ¿hay condiciones que son más propensas a causar la muerte de una estrella? y, por último, ¿cuáles son las razones subyacentes de estas muertes tempranas?

Para averiguar la respuesta a cada una de estas preguntas analicé a las 252 personas que estuvieron en la lista de los 100 artistas más grandes de la era del rock and roll de la revista Rolling Stone.

Muchos comparten accidentes similares

Hasta la fecha 82 de los 252 miembros de este grupo de élite han muerto.

Había seis homicidios, que se produjeron por una serie de razones, de la obsesión psiquiátrica que llevó al asesinato de John Lennon a los “éxitos” previstos de los raperos Tupac Shakur y Jam Master Jay. Todavía hay una gran controversia sobre el tiroteo de Sam Cooke por una gerente del hotel (el cual probablemente estaba protegiendo a una prostituta que había robado a Cooke). Al Jackson Jr., el baterista de renombre junto a Booker T & the MGs, que recibió cinco disparos en la espalda en el año 1975 por un ladrón, en un caso que aún desconcierta a las autoridades.

Un accidente puede ocurrir a cualquiera, pero estos artistas parecen tener algo más de su parte. Hubo numerosas sobredosis accidentales – Sid Vicious de los Sex Pistols a los 21 años, David Ruffin de Temptations a los 50, The Drifters ‘Rudy Lewis a los 27 y el cantante de country Gram Parsons, quien fue encontrado muerto a los 26 años.

Mientras que las probabilidades de morir en un accidente de avión son de una en cinco millones, si estás en la lista de Rolling Stone, esas probabilidades incrementan a uno de cada 84: Buddy Holly, Otis Redding y Ronnie Van Zant de la banda Skynyrd Lynyrd murieron todos en accidentes de avión mientras estaban de gira.

Musica 1

El Club de los 27: Robert Johnson, Brian Jones, Jimi Hendrix, Janis Joplin, Jim Morrison, Kurt Cobain and Amy Winehouse, todos murieron a los 27 años de edad. High Star Madrid

Una bebida, un cigarro y mucha agitación

Entre la población general, las enfermedades relacionadas con el hígado están detrás de sólo el 1,4 % de las muertes. Sin embargo, entre los 100 mejores artistas de Rolling Stone, la tasa es tres veces mayor.

Es común que exista un nexo entre el elevado uso de alcohol y las drogas por parte de los artistas. El cáncer de las vías biliares del hígado -que es extremadamente raro- lo padecieron dos de los primeros 100 artistas, Ray Manzarek de The Doors y Tommy Ramone de los Ramones sucumbieron prematuramente a causa de este cáncer que normalmente afecta a uno de cada 100.000 personas al año.

La gran mayoría de las personas que están en la lista de Rolling Stone nacieron en la década de 1940 y llegaron a la madurez durante la década de 1960, cuando alcanzó su punto máximo el consumo de tabaco. Por lo tanto, no es sorpresa que una porción significativa de artistas murió de cáncer de pulmón: George Harrison de los Beatles a los 58 años, Carl Wilson de los Beach Boys a los 51, Richard Wright de Pink Floyd a los 65, Eddie Kendricks de Temptations a los 52 y Obie Benson de los Four Tops a los 69. El cáncer de garganta  -también asociado con fumar- ha causado la muerte del artista country Carl Perkins a los 65 y Levon Helm de The Band a los 71 años.

Un buen número de artistas de la lista tenía ataques al corazón o insuficiencia cardiaca, tales como Ian Stewart de los Rolling Stones a los 47 y el grande del blues Muddy Waters a los 70, Howlin Wolf a los 65, Roy Orbison a los 52 y Jackie Wilson a los 49 años.

Recientemente hemos visto a Glenn Frey de The Eagles sucumbir ante la neumonía, pero también lo hizo el cantante de soul Jackie Wilson a los 49 años, nueve años después de un ataque al corazón. James Brown se quejó de una tos persistente que deterioró su salud antes de morir a los 73 años, la causa de la muerte aparece como una insuficiencia cardíaca congestiva, resultado de una neumonía.

En la actualidad, EE.UU. se encuentran en medio de una epidemia de abuso de opiáceos, heroína y sobredosis de drogas de prescripción, los cuales han incrementado a tasas históricas.

Sin embargo, para las estrellas de rock el abuso de opiáceos no es nada nuevo. Elvis Presley, Jimi Hendrix, Janis Joplin, Sid Vicious, Gram Parsons, Whitney Houston (que no se encuentra en la lista), Michael Jackson y ahora Prince, todos murieron debido a causas de sobredosis accidentales.

Dos conclusiones clave

Uno de los dos hallazgos sorprendentes de este análisis trata acerca de la esperanza de vida. Entre los fallecidos, la edad media fue de 49 años, lo que es lo mismo que en Chad, el país con la esperanza de vida más baja del mundo. El hombre estadounidense promedio tiene una esperanza de vida de unos 76 años.

Haciendo una estimación, desde el año de nacimiento de los artistas y tomando en cuenta la esperanza de vida de 76 años, sólo 44 deberían haber fallecido hasta ahora. En lugar de ello, 82 lo han hecho. (Por cierto, de los 44 que se consideraron sobre la esperanza de vida, 19 todavía están vivos.)

El segundo descubrimiento sorprendente fue la desproporcionada cantidad de muertes relacionadas con el alcohol y las drogas.

Kurt Cobain se suicidó con un arma de fuego mientras estaba intoxicado, mientras que Duane Allman murió en un accidente de motocicleta al conducir alcoholizado. Los miembros de bandas legendarias como The Who (John Entwistle, de 57 años, y Keith Moon, 32), The Doors (Jim Morrison, 27), The Byrds (Gene Clark, de 46 años, y Michael Clarke, 47) y la banda (Rick Danko, 55, y Richard Manuel, 42) todos sucumbieron ante el alcohol o las drogas.

Otros – Jerry García  de The Grateful Dead y la estrella del country Hank Williams – disminuyeron de manera constante el abuso de sustancias, mientras que sus órganos se deterioraron. Las causas de muerte oficiales fueron relacionadas con problemas del corazón. Pero en verdad, la causa pudo haber sido directamente relacionada con el abuso de sustancias.

En total, el alcohol y las drogas representaron al menos una de cada 10 muertes de estos grandes artistas.

¿Acaso la búsqueda de la fama conduce a una muerte temprana?

Muchos han explorado las causas fundamentales detrás de estas muertes prematuras.

Una respuesta puede provenir de una infancia disfuncional: el experimentar abuso físico o sexual, el tener un padre deprimido o un familiar devastado por una tragedia o un divorcio. Un artículo publicado en el British Medical Journal encontró que “las experiencias adversas en la infancia” pueden actuar como un motivador para convertirse en exitoso y famoso, como una manera de superar el trauma infantil.

Los autores observaron un aumento en la incidencia de estas experiencias adversas en la infancia entre los artistas famosos. Por desgracia, las mismas experiencias adversas también predisponen a las personas a la depresión, el consumo de drogas, conductas de riesgo y la muerte prematura.

Una hipótesis algo similar es propuesta por la Teoría de Autodeterminación, que trata acerca de la motivación humana con respecto a sus proyectos de vida, viéndolos desde un punto de vista “intrínseca” frente a los “extrínsecos”. Las personas que tienen objetivos intrínsecos buscan dentro de sí la felicidad y satisfacción. Por otro lado, las personas que poseen objetivos extrínsecos se centran en el éxito material, la fama y la riqueza -el caso exacto de lo alcanzado por estos artistas excepcionales. Según la investigación, las personas que tienen metas extrínsecas son porque sus padres fueron se involucraron menos en su vida y son más propensos a experimentar episodios de depresión.

Una buena parte de la investigación también ha explorado la línea fina entre el genio creativo y la enfermedad mental a través de una amplia gama de disciplinas. Incluyen autores (Virginia Woolf y Ernest Hemingway), académicos (Aristóteles e Isaac Newton), compositores clásicos (Beethoven, Schumann y Tchaikovsky), pintores (Van Gogh), escultores (Miguel Ángel) y genios de la música contemporánea.

El psiquiatra Arnold Ludwig, en su meta-análisis de más de 1.000 personas, “El precio de la grandeza: resolución de la creatividad y la locura de controversia” llegó a la conclusión de que los artistas, en comparación con otras profesiones, eran mucho más propensos a tener enfermedades mentales y eran propensos a ser afectados por ellas durante períodos de tiempo más largos.

Mientras tanto, el psiquiatra William Cornell Frosch, autor de “Estados de ánimo, la locura y la música: la enfermedad afectiva y la creatividad musical,” era capaz de conectar la creatividad de los artistas musicales innovadores a sus trastornos psiquiátricos. De acuerdo con Frosch, sus enfermedades mentales estaban detrás de su producción creativa.

En mi opinión se confirma una mayor incidencia de trastornos del estado de ánimo entre estas grandes 100 estrellas de rock. Numerosos estudios han demostrado que la depresión, la enfermedad bipolar y los diagnósticos relacionados conllevan a un mayor riesgo de muerte prematura, al suicidio y a la adicción.

Siguiendo la relación entre el genio y la enfermedad mental, enfermedad mental y abuso de sustancias, los problemas de salud y la muerte accidental, se puede ver por qué tantos grandes artistas parecen estar destinados a fallecer de manera prematura o a causa de drogas.

Tags:

Temas relacionados

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *