LOADING

Type to search

Las nuevas enmiendas buscan reducir número de asambleístas y eliminar Fondo de Partidos


Redacción
La Conversación EC
miércoles, agosto 3, 2016
Un paquete de 11 enmiendas constitucionales ha sido propuesto por la asambleísta lojana Verónica Arias, electa por Acción Regional por la Equidad (ARE), movimiento del alcalde de Loja, José Bolívar Castillo, afín del oficialismo. Entre esas, según el portal web de diario El Comercio, se propone modificar los artículos 252 y 263 de la Constitución para que […]

Un paquete de 11 enmiendas constitucionales ha sido propuesto por la asambleísta lojana Verónica Arias, electa por Acción Regional por la Equidad (ARE), movimiento del alcalde de Loja, José Bolívar Castillo, afín del oficialismo.

Entre esas, según el portal web de diario El Comercio, se propone modificar los artículos 252 y 263 de la Constitución para que los prefectos sean electos solamente por la población rural de cada provincia, excluyendo al sector urbano, y que se clarifique cuáles son sus competencias exclusivas en el ámbito rural.

Los Consejos Provinciales de Guayas y Pichincha recibirían recursos solo por sus poblaciones rurales, excluyendo las ciudades grandes, y los Municipios de Quito y Guayaquil tampoco recibirían adjudicaciones del Gobierno Central ya que “si cobran lo que por ley deben cobrar de impuestos y tasas tienen suficientes fuentes de financiamiento”.

La enmienda del artículo 108 establece que los partidos y movimientos políticos son organizaciones públicas no estatales, con eso se eliminan las asignaciones de fondos públicos anuales y quedaría sin vigencia el Fondo Partidario Permanente que otorga el Consejo Nacional Electoral.

Otra enmienda llamativa es la que se hace al artículo 118 para disminuir el número de legisladores con la eliminación de la categoría de legisladores nacionales, que son 15, y por el exterior, que son seis. Otra aumenta el período de los cargos de elección popular de cuatro a cinco años, además de la eliminación del voto en plancha, para que así los escaños sean asignados a los candidatos más votados, sin importar la votación por listas. Ya no se utilizarían las fórmulas de D’Hont ni de Webster, solo los votos nominales. (I)

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *