LOADING

Type to search

Ante la llegada de Matthew: No hay excusas, hay que irse. La tormenta los va a matar


Redacción
La Conversación EC
jueves, octubre 6, 2016
Un millón de personas han sido evacuadas, además hay 1.500 vuelos cancelados ante la llegada del huracán Matthew, según el gobernador de Florida, Rick Scott, que instó este jueves a los residentes de zonas declaradas en evacuación a que “no pierdan tiempo” y se marchen a zonas seguras. Los primeros embates del huracán comenzaron a sentirse en la […]

Un millón de personas han sido evacuadas, además hay 1.500 vuelos cancelados ante la llegada del huracán Matthew, según el gobernador de Florida, Rick Scott, que instó este jueves a los residentes de zonas declaradas en evacuación a que “no pierdan tiempo” y se marchen a zonas seguras. Los primeros embates del huracán comenzaron a sentirse en la costa de este Estado a primera hora de la mañana, pese a que su ojo continuaba sobre Bahamas.

Georgia y Carolina del Norte y del Sur también se preparan para la llegada en la tarde del jueves de lo que podría ser el primer gran huracán, de categoría 3 o hasta 4, que toca tierra en Estados Unidos en una década. Son más de dos millones de personas las que están en zonas que se ha ordenado evacuar. El masivo éxodo al interior en estos Estados han provocado algunos atascos y que muchas gasolineras y tiendas de comestibles.

Solo en Florida, 1,5 millones de residentes están bajo orden de evacuación en 12 condados. Scott ha activado a 2.500 miembros de la Guardia Nacional para atender emergencias y ayudar en los preparativos ante un huracán potencialmente devastador que ya ha causado estragos en Cuba y Haití, donde la cifra de muertos ha sido elevada a 65, según la agencia Reuters.

No hay excusas, hay que irse. El tiempo se agota y esto va a tener un impacto directo. La tormenta los va a matar”, urgió el gobernador en rueda de prensa esta mañana.

Nikki Haley, la gobernadora de Carolina del Sur, otro de los Estados que espera espera ser impactado por Matthew, también instó a los residentes a seguir las instrucciones y marcharse de las zonas en peligro. Se estima que un millón de personas viven en las áreas costeras de Charleston y Beaufort que se ha recomendado evacuar, aunque por el momento solo 175.000 han hecho caso.

“Queremos que todo el mundo se tome esto en serio”, subrayó Haley, que recordó que las personas que se resistan a abandonar sus hogares podrían quedarse aisladas. “Las gasolineras cerrarán al mediodía”, así que no “no tendrán acceso ni a gasolina, farmacias o alimentos”, advirtió a los reticentes. Carolina del Sur ha dispuesto más de un centenar de autobuses para trasladar a los que no tengan medio de transporte propio y ya ha abierto 38 refugios temporales, agregó.

De acuerdo con el último parte del Centro Nacional de Huracanes (CNH) de Miami, el ojo de Matthew se encuentra en estos momentos sobre Bahamas y se moverá “muy cerca de la costa este de la península de Florida” durante la noche del jueves y el viernes. Aunque por el momento se mantiene en categoría 3, se espera que vuelva a alcanzar la 4 antes de impactar Florida con vientos de entre 210 y 249 kilómetros por hora.

El aviso de huracán, que significa que las áreas designadas pueden sufrir condiciones de huracán aunque este no haya llegado aún, rige ya para las regiones estadounidenses desde el norte de Golden Beach, en Florida, hasta Altamaha Sound, en Georgia. (I)

Tags:

Temas relacionados

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *