LOADING

Type to search

Cinco muertos y 40 heridos ha dejado el atentado terrorista en Londres

Redacción
La Conversación EC
miércoles, marzo 22, 2017
"No ha sido un accidente que el agresor eligiera como objetivo el Parlamento, que representa democracia, la libertad y el estado de derecho -dijo May-. Cualquier intento de derrotar esos valores a través de la violencia y el terror están condenados a fracasar".

El conductor del Hyundai gris dejó un reguero de sangre a su paso y estrelló finalmente el coche contra las vallas de Westminster, en el corazón de Londres. Salió con un cuchillo en la mano, apuñaló a un policía que flanqueaba la puerta y llegó a entrar al perímetro de seguridad del Parlamento. Allí llegó a herir a otro agente antes de ser abatido a tiros, ante los ojos atónitos de los diputados que observaban la escena desde sus despachos.

Cinco muertos (el propio agresor, un policía -de nombre Keith Palmer, de 48 años de edad y con 15 de servicio,- y tres peatones) y 40 heridos es el balance provisional del atentando terrorista contra el corazón de Londres, ocurrido exactamente al cabo de un año de la masacre que causó 35 muertos en el aeropuerto y en el metro de Bruselas.

LA SECUENCIA DEL HORROR, SEGÚN DIARIO EL MUNDO

El comandante de Scotland Yard, BJ Harrington, confirmó que la policía de Londres está en máxima alerta en varios puntos de la ciudad tras el “incidente terrorista”. Otra persona que podría ser cómplice del ataque es buscada por la Policía, según ha informado el periodista de Daily Telegraph, Christopher Hope, en su cuenta de Twitter.

Una mujer fue rescatada del río gravemente herida, al que se lanzó tras ver la embestida del auto.

El tiroteo a las puertas de Westminster ha forzado la suspensión temporal de las sesiones del Parlamento británico, en el momento en que la ‘premier’, Theresa May, respondía a las preguntas del líder de la oposición Jermy Corbyn.

May fue evacuada por una puerta trasera del Parlamento en un coche camuflado de la Policía. El resto de los parlamentarios permaneció dentro de las dependencias de Westminster, mientras decenas de policías con uniforme paramilitar acudieron como refuerzo a la plaza del Parlamento.

En una breve intervención a las puertas de Downing Street, la premier condenó el ataque terrorista como “nauseabundo y depravado”. “No ha sido un accidente que el agresor eligiera como objetivo el Parlamento, que representa democracia, la libertad y el estado de derecho -dijo May-. Cualquier intento de derrotar esos valores a través de la violencia y el terror están condenados a fracasar”.

El Parlamento reabrirá sus puertas y recuperará su actividad habitual el jueves.

La policía acordonó el perímetro de Westmnister y decretó un cerrojazo en las entradas y salidas a las dependencias parlamentarias. En su cuenta de twitter, Scotland Yard confirmó antes de la rueda de prensa que trataba el incidente como una “atentado terrorista mientras no se demuestre lo contrario”.

“Nunca vamos a ceder ante el terror ni a permitir que las voces del odio y el mal nos dividan”, concluyó May.

 

 

Tags:

Temas relacionados

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *