LOADING

Type to search

La holgazanería digital en las empresas ecuatorianas, ¿mito o realidad?


Caridad Arosemena
Universidad Casa Grande
jueves, septiembre 28, 2017
Las razones para dedicar tiempo del trabajo a navegar por internet son varias, desde aburrimiento o desinterés en el tipo de actividad, hasta poco sentido de pertenencia y falta de responsabilidad.

El término de ciberpereza o ciberholgazanería está asociado a un comportamiento de los empleados que usan parte de sus horas de trabajo para navegar por Internet con fines personales. Puede ser para mirar sus redes sociales, responder correos, ver música o videos y hasta hacer compras durante la jornada laboral. También pueden usar la web para buscar empleo, si no están conformes en el lugar donde trabajan, o simplemente para jugar.

Hoy en día la tecnología permite bajar fácilmente juegos al teléfono móvil, cada día hay más empresas de retail que venden sus productos en línea y la mayoría de trámites personales en empresas privadas y del estado, se hacen por internet.

Las razones para dedicar tiempo del trabajo a navegar por internet son varias, desde aburrimiento o desinterés en el tipo de actividad, hasta poco sentido de pertenencia y falta de responsabilidad.

Los perfiles de los empleados de las empresas ayudan a determinar quiénes son más susceptibles de caer en esa tendencia. La gente mucho más sociable y extrovertida, por lo general, dedica más tiempo a sus redes sociales, porque le gusta estar visible, relacionarse y comunicar todo lo que hace.

La gente menos extrovertida como un financiero o un auditor que está en un área más privada y confidencial de la compañía, normalmente no se expone. No le gusta poner nada de lo que hace, ni comentarios, porque se cuida mucho.

Las personalidades siempre son revisadas en la selección de personal. Si una empresa necesita un vendedor tendrá que tener determinadas características de sociabilidad y seguramente va a tener mucho más movimiento en redes sociales, tales como Twitter, Instagram y Facebook.

El personal de Recursos Humanos debería tener identificados qué personalidades tienen más tendencia a eso, no para dejar de contratarlas sino para conocer los pros y los contras en su futuro desempeño en la compañía. Siempre habrá personalidades bastante extrovertidas que pueden convertirse en un candidato interesante para un trabajo en ventas, pero puede que ese exceso de sociabilidad le lleve a gastar su tiempo innecesariamente.

En la actualidad, mirar redes sociales se ha convertido en una especie de adicción, muy perjudicial para una compañía, porque la gente corre el riesgo de entrar en un abismo de información.

En las empresas en Ecuador, todavía no hay tanta conciencia sobre la holgazanería digital, pereza o como le llamen. Pero los Dptos de Sistemas se dan cuenta del uso que se da a las herramientas tecnológicas asignadas y el ancho de banda que se utiliza. Existe mucho interés en privilegiar el uso administrativo , comercial y de servicio al cliente antes que el consumo interno, de dicha inversión.

Pero también está la otra cara de la moneda. En el mundo de la Internet y las comunicaciones, el número de horas que los ejecutivos y empleados trabajan no necesariamente está limitado a las horas estrictas del Código de Trabajo. Una persona que está activa en la red todo el día, así como revisa sus cosas personales en la oficina, usando tiempo de la empresa, también está pendiente de su trabajo en la casa, utilizando su tiempo personal y familiar.

Si la gente no trabaja eficientemente, no es honesta con su empresa que le paga sus ocho horas de trabajo, debe haber un problema más grande que no se solucionará con el bloqueo de páginas, porque eso significa que no ha logrado crear un sentido de pertenencia y de responsabilidad.

Muchos cargos requieren estar alerta todo el día. Un ejecutivo de ventas puede recibir llamadas de sus clientes hasta en las noches. Cuando va a su casa, durante el almuerzo o en los recesos siempre busca un tiempo para revisar su agenda.

El mundo laboral actual está en una situación que no responde a modelos anteriores. De ahí que hablar de la ciberpereza es algo complejo. Adicionalmente, hay que considerar que en las empresas no hay tanta libertad para el uso de la Internet. Hay menos empresas de las que uno se imagina que permiten el acceso libre a sus empleados, porque si el ancho de banda se consume en actividades que no son del negocio, las pérdidas económicas pueden ser muy importantes. Una forma de solucionar ese problema ha sido bloquear el acceso a determinadas páginas que es obvio no tienen nada que ver con el trabajo de los empleados, ni con su desarrollo. Ejemplo clarísimo, la pornografía y los juegos.

En muchas compañías los empleados ni siquiera pueden enviar correos electrónicos a destinatarios de afuera de esas instalaciones. Existen empresas en donde hay zonas prohibidas para el uso del celular y no solo en Ecuador. Vi un video en donde se ve como en Alemania los empleados de una gran fábrica, deben dejar en el casillero su celular , porque no están permitidos.

Pero más allá de todo eso está el tema de la responsabilidad. Si la gente no trabaja eficientemente, no es honesta con su empresa que le paga sus ocho horas de trabajo, debe haber un problema más grande que no se solucionará con el bloqueo de páginas, porque eso significa que no ha logrado crear un sentido de pertenencia y de responsabilidad , ni alinearlos con los valores de la compañía.

Lo más inteligente es trabajar en valores y autocontrol , en el manejo de una cultura interna, en el clima de la organización para que los empleados interioricen y sientan como propia a la compañía. Porque si ellos se sienten castigados con el bloqueo van a buscar otras formas de no trabajar y no cumplir.

En una empresa siempre debe primar el orden y la disciplina ya que esa es la raíz del buen servicio al cliente. Cuando en una institución todos hacen lo que quieren, el proceso es un caos, los tiempos e indicadores no existen y el cliente es el más perjudicado.

Lo ideal es tener personas responsables con sus metas, que van a trabajar para cumplir ese objetivo y cuidan además las actitudes en la búsqueda de los resultados. Esto, porque el control excesivo en el que el Jefe se convierte en un Inspector de los empleados, crea un ambiente desagradable.

Es importante diseñar , documentar y difundir políticas corporativas que guíen el comportamiento de los empleados y ejecutivos. Sería absurdo quejarse y tratar de controlar un comportamiento, si ni siquiera se tiene normado y explícito lo que se permite y lo que no se puede hacer. A veces, esas pequeñas cosas fallan tanto en las grandes como en las pequeñas empresas. Se olvidan de crear una política para el uso del internet , difundirla entre todos los empleados y razonar con ellos para que se entienda el porqué de esas normas, y para que el empleado haga conciencia sobre su rol en la empresa y su puesto de trabajo.

En las empresas siempre es necesario medir a la gente por los resultados, además de por sus comportamientos. Si no se miden no hay una evidencia de que el empleado haya cumplido o no con su jornada laboral. Y, tampoco se conoce de su eficiencia y productividad.  Lo ideal es tener personas responsables con sus metas, que van a trabajar para cumplir ese objetivo y cuidan además las actitudes en la búsqueda de los resultados. Esto, porque el control excesivo en el que el Jefe se convierte en un Inspector de los empleados, crea un ambiente desagradable.

Si las empresas tienen una cultura interna y clima apropiado, un sistema moderno de gestionar el desempeño, indicadores y medición de productividad, no podría haber personas desocupadas , utilizando una cantidad de tiempo inadmisible en temas personales.

Hasta hace pocos años, el personal pedía permiso para hacer diligencias en el banco, IESS, Comisión de Tránsito, etc… y ahora todo puede hacerse a distancia en las páginas web o por whatsaap.

También es necesario entender que los empleados son personas con vida familiar, alegrías, penas y problemas. Cómo pedirles a los padres que se desconecten durante 8 horas de su familia, sobre todo de sus hijos? Pretender que la gente no se comunique sobre sus temas personales, en horas de trabajo es algo parecido al esclavismo. Además, no es nada nuevo, que el personal resuelve sus temas privados en horas de trabajo y, mientras sea algo medido, honesto y sin abuso, lo debemos ver como normal. Antes lo hacían desde el teléfono fijo.

La tecnología ha facilitado mucho esa comunicación, no solo del empleado con su casa sino en todos sus asuntos personales. Hasta hace pocos años, el personal pedía permiso para hacer diligencias en el banco, IESS, Comisión de Tránsito, etc… y ahora todo puede hacerse a distancia en las páginas web o por whatsaap. La tecnología le ha facilitado la vida a muchas personas y también deben haber disminuido los permisos dentro de las empresas.

Tengamos en cuenta que cuando una compañía impone muchas restricciones, los empleados pueden sentirse tratados como niños y eso puede resultar contraproducente porque su respuesta puede ser por ejemplo, apagar el celular cuando termine su jornada laboral.

Y, para finalizar, si una empresa considera que sus empleados tienen tanto tiempo libre como para dedicarse a la holgazanería digital, lo mejor que puede hacer es revisar su estructura organizacional, el rendimiento de cada uno de los puestos de trabajo, porque puede ser que tenga gente en exceso, lo cual no es tan raro en las instituciones.

Tags:

Temas relacionados

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *