LOADING

Type to search

La riqueza de una ruta ecoturística en Zamora Chinchipe fue plasmada en un libro y reportaje

Alain Chaviano
Universidad Técnica Particular de Loja
miércoles, julio 25, 2018
La guía invita al visitante a descubrir los misterios de la Amazonía y la variedad de sus climas, fauna, flora, diversa vegetación, además de la riqueza cultural de su población. La ruta promete sitios naturales para la recreación y el esparcimiento. Cada rincón de este lugar combina lo nativo y lo enigmático. Las cascadas y el sonido de la naturaleza convierten a esta ruta en una experiencia perfecta.

La Universidad Técnica Particular de Loja (UTPL) y la carrera de Turismo presentó la ruta ecoturística de la provincia de Zamora Chinchipe, al sur del Ecuador, en un libro y en un reportaje. El trabajo de investigación estuvo a cargo de varios docentes de la universidad y en los productos finales lograron plasmar las bondades naturales, agrícolas, culturales y turísticas de esta zona del país.

La guía invita al visitante a descubrir los misterios de la Amazonía y la variedad de sus climas, fauna, flora, diversa vegetación, además de la riqueza cultural de su población. La ruta promete sitios naturales para la recreación y el esparcimiento. Cada rincón de este lugar combina lo nativo y lo enigmático. Las cascadas y el sonido de la naturaleza convierten a esta ruta en una experiencia perfecta.

El trabajo fue dividido en dos entregas, la primera parte fue bautizada como la “ruta cultural del misticismo” donde se describen las tradiciones y vivencias de las comunidades indígenas de los shuars y saraguros.

La ruta turística agrocultural

En esta zona, la Asociación de Pequeños Exportadores Agropecuarios Orgánicos del Sur de la Amazonía Ecuatoriana (Apeosae) ha cultivado la riqueza agrícola del sector y ha permitido la existencia de una actividad comercial con productos propios como el cacao, el café y el plátano con el trabajo mancomunado de su población. Es importante destacar que la producción de esta zona traspasa fronteras en distintos nichos de mercado.

Sumado a la cualidad agrícola, también en esta parte del país se percibe la artesanal. Hay casos como el de Matilde Morales, que trabaja en productos elaborados a partir de la producción de los gusanos de seda. Es una empresa familiar que cuenta con tres nichos: la agrícola, pecuaria y artesanal. Las artesanías del lugar son elaboradas por las comunidades shuars y saraguros. Ahí confeccionan collares, manillas, cinturones y adornos para la cabeza, productos trabajados con semillas de plantas originarias de la selva y con multicolores mullos de vidrio.

En este lugar, la diversidad de especies ha permitido el desarrollo proyectos de desarrollo agroproductivos. En Rana Bonita, por ejemplo, se practica la ranicultura y está ubicado en el Barrio Piuntza, considerado el principal centro de producción y explotación de carne de rana en la provincia.

En la parroquia Timbara el visitante puede encontrar las moliendas al estilo artesanal. Allí se hace la panela del extracto de la caña del azúcar. Se puede observar el proceso y también saborear el famoso guarapo de panela en polvo y en bloque.

En lo cultural, la guía ofrece información sobre el museo petrominero y antropomorfo. Éste se ubica dentro del Colegio Monseñor Joral Mosquera Barreiro y cuenta con una exposición de maquetas relacionada con las actividades mineras, colección de rocas, minerales, rocas acuíferas con oro, gemas semipreciosas, provenientes de Zamora, Nangaritza y Brasil. Además nos encontraremos representaciones históricas y de las viviendas shuar en maqueta y de tamaño real.

El libro y el reportaje descubren los secretos de las culturas indígenas vinculados a las cascadas: el enigma de la conexión del hombre con la naturaleza. El agua es un elemento esencial de esta ruta. El río Kantzama se caracteriza por sus aguas cristalinas y su amplio caudal. La guía contiene información sobre los deportes acuáticos y las áreas equipadas de las zonas para pasar un rato diferente junto a la familia. Allí están Las Escondidas, tres pequeñas cascadas que se encuentran a 15 minutos de la parroquia La Paz a las que se puede llegar en vehículo y una caminata de 20 minutos.

La cascada Velo de Novia, ubicada en la parroquia Tutupali, posee una majestuosa caída. También en sus alrededores se puede observar el bosque primario. Para entrar es necesario caminar alrededor de 15 minutos por el sendero y llegar hasta la laguna que tiene una profundidad adecuada para tomar un baño.

La cascada Acorazonada tiene una caída de 10 metros aproximadamente. Su nombre proviene de la forma de corazón que tiene la laguna que se forma en la caída del agua. La cascada Hombre Shuar tiene una caída de agua de aproximadamente 20 metros. También está la cascada Misteriosa con la caída de agua más larga de 32 metros.

En esta geografía del país también se encuentra la famosa Cueva de los Guayacanes, que forma parte de la ruta turística del mismo nombre. Tiene una altura aproximada de seis metros y una profundidad de 50 metros. En esta cueva el visitante podrá observar las estalactitas y estalagmitas, además de una especie de murciélagos autóctonos.

La cueva El Oso es otro de los atractivos del lugar. Está ubica en la parroquia Chicaña, sector El Oso, y es parte de la ruta El Oso-Guambime. Es una de las más grandes de la zona. Para recorrerla se debe tener un tiempo de dos horas aproximadamente. Dentro de la cueva se puede observar formaciones naturales hechas por gotas de agua a través del tiempo y murciélagos.

Tags:

Temas relacionados

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *