LOADING

Type to search

El terrorista de Estrasburgo se quedó escondido en el barrio donde la Policía le perdió la pista


Redacción
jueves, diciembre 13, 2018
El alcalde de Estrasburgo, Roland Ries, celebró la noticia de la muerte del presunto terrorista como “una buena noticia” que, dijo, “va a facilitar el regreso a la vida normal”

Cherif Chekatt, el presunto autor del atentado del martes cerca del mercadillo de Navidad en Estrasburgo, fue abatido apenas 48 horas más tarde en la misma ciudad donde mató al menos a tres personas y dejó heridas a otra docena, varias de ellas de extrema gravedad, según confirmaron las autoridades francesas.

Chekatt murió en un tiroteo con fuerzas del orden en Neudorf, el barrio de Estrasburgo donde se le perdió la pista tras huir en un taxi la noche del martes desde el centro de la ciudad, y no muy lejos del histórico mercadillo de Navidad de la capital alsaciana donde el martes se produjo el ataque.

“A las 21.00, un equipo de la brigada especializada sobre el terreno, compuesta de tres miembros, vio a un individuo que deambulaba por la vía pública a la altura del número 74 de la calle Lazaret. Ese individuo correspondía a la descripción de la persona buscada desde la noche del martes”, explicó el ministro del Interior, Christophe Castaner, en una breve comparecencia pública desde Estrasburgo.

En el momento en que los agentes iban a proceder a su detención, el individuo “se dio la vuelta y se enfrentó a los funcionarios de policía a disparos. Ellos respondieron de inmediato y neutralizaron al agresor”.

Chekatt, un hombre de 29 años nacido en Estrasburgo, era el hombre más buscado de Francia desde que logró escapar la noche del martes tras perpetrar un tiroteo en el casco histórico de Estrasburgo, en las inmediaciones de su famoso mercadillo de Navidad. Las autoridades habían calificado el ataque como terrorista tras analizar los hechos y el perfil de Chekatt, un delincuente común pero radicalizado que, pese a su juventud, acumulaba ya 27 condenas por atracos en Francia, Alemania y Suiza y estaba en el radar de las fuerzas de seguridad por su radicalización durante su última estancia en una prisión francesa, en 2015.

Más de 700 agentes lo buscaron en una operación frenética que se extendió a la vecina Alemania. El barrio donde finalmente fue abatido había sido objeto de una operación policial por la tarde, aunque las autoridades habían indicado en aquel momento que no se trataba de una pista caliente sobre el paradero de Chekatt.

La noticia de su muerte se conoce cuando Castaner había anunciado la decisión de las autoridades locales de reabrir el mercadillo de Navidad, el más antiguo de Francia, tras dos días clausurado, pero bajo medidas especiales de seguridad.

El alcalde de Estrasburgo, Roland Ries, celebró la noticia de la muerte del presunto terrorista como “una buena noticia” que, dijo, “va a facilitar el regreso a la vida normal”.

Su muerte se produjo en el mismo día en que se conoció el fallecimiento, en un hospital de Estrasburgo, de una de sus víctimas como consecuencia de las heridas producidas en el atentado, con lo que el saldo de asesinados por Chekatt aumenta a tres. No se descarta que esta cifra pueda seguir aumentando.

Tags:

Temas relacionados

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *